Técnicas de cepillado dental

Técnica de cepillado

La alta incidencia y prevalencia de enfermedades bucales. Destacan entre ellas la caries dental y la enfermedad periodontal, que afectan a 90 y 70 % de la población, respectivamente.

La caries es un proceso crónico infeccioso de etiología multifactorial que afecta a los órganos dentarios, llevándolos a su destrucción, la presencia de dolor y finalmente a su pérdida.

Puedes ver videos de técnicas...



Video Técnica de cepillado



Video Técnica de uso de hilo dental


Por otra parte, la enfermedad periodontal es una alteración que afecta a los tejidos periféricos del diente; que inicia con la pérdida de inserción del diente y con el tiempo se presenta movilidad, dolor y mal aliento (halitosis), y culmina ocasionando la pérdida del diente.

Uno de los puntos clave para el desarrollo de estas dos alteraciones es la higiene bucal deficiente pues ello permite que la placa dentobacteriana se acumule y genere modificaciones en el ambiente bucal, así como el desarrollo de una flora bucal potencialmente patógena. Al generarse un ambiente ácido, se produce la desmineralización del esmalte dentario originando el desarrollo de una lesión cariosa; cuando el ambiente bucal se torna alcalino, la placa dentobacteriana madura y se transformara en cálculo dental, el cual se irá adhiriendo a la parte apical del diente.

La importancia de la higiene bucal es que estos padecimientos pueden prevenirse.

Cuando hay pérdida de varios dientes puede verse afectada la masticación y, en casos extremos, el óptimo aprovechamiento de los alimentos. Estos padecimientos muchas veces ocasionan problemas de rechazo social porque producen mal aliento, además que afectan sensiblemente la imagen estética de la persona por la falta de dientes.

CEPILLOS DENTALES

Actualmente existe en el mercado una gran diversidad de cepillos, por lo que es recomendable conocerlos y utilizar el más indicado en cada caso, siempre bajo orientación del dentista: Para agrandar la imagen has click sobre la misma Cepillo convencional: con 3 o 4 filas de cerdas, es el que usamos normalmente.

  • Cepillo periodontal: también llamado sulcular o crevicular, tiene dos filas de cerdas. Se utiliza en casos de inflamación gingival y surcos periodontales profundos.
cepillo.jpg
  • Cepillo eléctrico: tiene 3 tipos de movimiento horizontal, alternado, vertical arqueado o vibratorio. Pueden ser especialmente útiles en personas disminuidas física o mentalmente, debido a la simplicidad de la operación por el paciente o por quien le ayude.
cepillo_elec.JPG
  • Cepillo ortodóncico: necesario durante el tratamiento de ortodoncia con aparatos fijos. Tiene dos filas de cerdas a los extremos más largas y dos filas centrales más cortas para compensar el espacio de los brackets.
cepillo_orto.JPG
  • Cepillos interproximales: son un penacho de cerdas en forma de pino para los espacios interdentales. Indispensables también durante los tratamientos con ortodoncia fija.
  • Cepillo de bolsillo o para viaje: cómodo y fácil de transportar ya que ocupa poco espacio. Consta de una cubierta protectora que al ensamblarse se convierte en un mango.

El tiempo de vida promedio de un cepillo dental es de tres meses. Sin embargo esto es muy variable, de manera que deberemos cambiar el cepillo cuando veamos que las cerdas empiezan a doblarse hacia los lados, ya que esto podría dañar las encías, además de que cuando ocurre esto el cepillo pierde su función de limpieza.


La falta de cuidado con los dientes es un problema de higiene personal que se observa desde la infancia; la falta o deficiencia en el cepillado o en el uso continuo del hilo dental favorecen la acumulación de la placa dentobacteriana, que es una acumulación nociva de microorganismos, principalmente bacterias, que proliferan en mayor cantidad de la normal en la boca. Las bacterias provienen de residuos alimenticios en descomposición, aunque las que mayor problema producen son los que se encuentran en los dulces, el pan dulce, los chicles y los refrescos endulzados con azúcar, que al no removerse regularmente, se adhieren a los dientes lesionándolos; por un lado produciendo la caries, y por otro, produciendo una película blanquecina adherida a las piezas dentales, la cual crece y se calcifica formando el cálculo dental (sarro o tartaro), que lesiona y debilita la encía y los tejidos que soportan al diente, determinando la pérdida dental.

LO QUE PUEDE HACER

La mejor noticia es que podemos lograr una eficiente higiene dental a través del correcto cepillado de los dientes, la limpieza con hilo dental y asistiendo al odontólogo por lo menos cada 6 meses; con estas medidas, es totalmente factible conservar nuestros dientes sanos y prevenir la caries y las periodontopatías.

A continuación le presentamos las recomendaciones para la protección de sus dientes:

LAS MEDIDAS HIGIÉNICAS

Cepillar los dientes y tejidos peridontales por lo menos tres veces al día.

Cada vez que se consuman alimentos endulzados, se debe tener presente que se modificará el pH bucal, por lo que se recomienda realizar un cepillado dental, para remover los restos alimenticios.

Evite los hábitos nocivos en la boca:
  • No use palillo para limpiar los dientes.
  • No introduzca objetos como pasadores, clips o agujas.
  • No use los dientes para destapar refrescos ya que se se pueden aflojar e incluso romperse; seguramente la reparación en este último caso será dolorosa y costoza.

La técnica para el cepillado dental


Existen varias técnicas para cepillar los dientes; una de las más recomendadas por los odontólogos es la Técnica de Stillman modificada, que consiste en poner las puntas de las cerdas del cepillo a 45° con respecto del eje dentario; el cepillo se recarga desde la encía y se realiza un movimiento de giro para estimular la encía y retirar los restos de alimentos y placa dentobacteriana retenida en los dientes. El movimiento de giro estimulará la secreción de líquido crevicular y estimulará la circulación sanguínea de la encía.

Técnica para el Cepillado Dental Los dientes superiores se cepillan de arriba hacia abajo y los de abajo se cepillan de abajo hacia arriba, abarcando la encía, tanto por fuera como por dentro.

Es importante tener un orden para el cepillado, por lo que es recomendable iniciar en los molares superiores derechos y, siguiendo las manecillas del reloj, se continúa con los premolares, caninos e incisivos; la siguiente hemiarcada hasta terminar en el segundo molar superior izquierdo; la parte de abajo se inicia con los molares izquierdos y se termina en los molares derechos.

Es recomendable pasar entre 7 y 10 veces el cepillo en cada grupo de dientes; la parte activa de un cepillo debe de abarcar el ancho de dos dientes.

Técnica para el Cepillado Dental Para cepillar las caras palatinas y linguales de sus dientes inferiores, el cepillo debe ubicarse desde la encia realizando un movimiento de una sola intención, para retirar los restos de los alimentos y placa dentobacteriana.

Técnica para el Cepillado Dental Finalmente, cepille las caras triturantes u oclusales de los dientes posteriores; se debe de realizar un movimiento circular del centro del diente a la periferia, con la finalidad de retirar los restos de alimentos que se quedan retenidos por la anatomía compleja de este grupo de dientes.


La técnica para para el uso del hilo dental


La limpieza dental debe incluir el cepillado y el paso de hilo dental de nylon por los espacios interdentales.


Primero corte de 45 a 50 cm. de hilo. Enrolle la mayor cantidad Uso del Hilo Dentalde hilo en el dedo mayor de una mano y un poco en el mayor de la otra, dejando entre las dos manos de 5 a 8 cm. de hilo, que es lo que usará para la limpieza.

Uso del Hilo Dental Sostenga el hilo tenso con el dedo índice de cada mano, dejando 2 cm. de hilo que es la parte que guiará suavemente entre los dientes, como se ve en la foto.

Mantenga el hilo contra la superficie de cada diente, deslizándolo hacia la encía. Haga movimientos de vaivén de arriba hacia abajo a los lados de cada diente para remover la placa entre diente y diente, incluso por debajo del margen gingival.

Uso del Hilo Dental

Después que ha limpiado un espacio entre diente y diente, corra el hilo entre sus dedos para que siga limpiando con hilo nuevo en cada nuevo espacio.

LA VISITA AL ODONTÓLOGO

La visita al odontólogo servirá para que se cerciore del estado de la boca y del resultado de las medidas higiénicas de autocuidado que hemos estado empleado en casa. El médico le proveerá de otras medidas preventivas como la aplicación de Fluoruro o Selladores de fosetas y fisuras (película protectora de los dientes), así como una limpieza más profunda de los dientes si es que hace falta.

TEORICAMENTE LAS TECNICAS DE CEPILLADO SON:

Técnica circular o de Fones: Es la técnica recomendada en niños más pequeños, dada la menor destreza a la hora de realizar el cepillado dental. Consiste en movimientos circulares amplios con la boca del niño cerrada, abarcando desde el borde de la encía del diente superior al inferior. Con ella se consigue remoción de la placa y al mismo tiempo se masajean las encías.

Técnica vibratoria o de Bass: Situamos el cepillo con una inclinación de 45º realizando movimientos vibratorios anteroposteriores, pero sin desplazar el cepillo de su punto de apoyo. Deben ser movimientos muy cortos para que las cerdas se flexionen sobre sus propios ejes pero que las puntas no se desplacen de los puntos de apoyo. Así conseguimos desmenuzar la placa bacteriana que asciende por el penacho, por lo cual cada vez tenemos que lavar bien el cepillo porque los penachos se cargan de placa bacteriana. Es una técnica muy recomendada en adultos. En la cara masticatoria de los dientes hacer movimientos de fregado rápido para eliminar todos los restos de alimentos.

Técnica de Barrido o de Stillman: Como su nombre lo indica, esta técnica consiste en realizar un barrido vertical con el cepillo, mismo que se coloca a 45º de inclinación abarcando parte de la encía y "barriendo" desde ésta hacia el diente para lograr eliminar la placa bacteriana que se aloja en el surco gingival (surco que se forma en la unión entre diente y encía). Para los dientes de la arcada superior el barrido se hace hacía abajo y para los dientes de la arcada inferior hacia arriba. Las superficies oclusales o masticatorias de los molares y premolares se cepillan con movimientos ligeramente circulares. Las imágenes que se muestran a continuación ilustran mejor esta técnica.

Para agrandar la imagen has click sobre la misma

Arcada dental superior

Arcada dental inferior

Cepillado de la lengua e hilo dental




Etiquetas: temas de interes

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Gracias por dejar tu opinión! Por favor procura que tus comentarios no estén fuera de tema, no sean promocionales (spam), ilegales u ofensivos, de otro modo, serán eliminados.

data:newerPageTitle data:olderPageTitle data:homeMsg